Competencia Lingüística, Lectura

Cómo ayudar a su hijo a prepararse a leer

Aunque su hijo aún sea un bebé, hay cosas que usted puede hacer para ayudarle a aprender. Los primeros tres años de vida son fundamentales para el desarrollo de las capacidades y el cerebro del niño.

He aquí unas cuantas maneras de ofrecerle a su hijo un buen comienzo.

Leer para aprender

Estrategias para Leer con Niños Menores de 6 Años

nacidos_leer_guia_padres

leer_es_viajar canciones

Leer para aprender, Rimar para jugar

programa-para-aprender-a-leer-y-escribir

cuaderno-apoyo-programa-para-aprender-a-leer-y-escribir

Leer es divertido

 Hable con su hijo cada vez que pueda Desde el día en que nazca su hijo, háblele cuando estén juntos. Cuando esté preparando la cena, limpiando o yendo a algún lugar, permita que su hijo le oiga hablar sobre lo que esté viendo, haciendo o pensando. A medida que crezca hágale preguntas e involúcrelo en

 

Digan rimas Las rimas son divertidas y permiten que los niños escuchen los diferentes sonidos de las

Digan rimas como la siguiente:

Caballito blanco

llévame de aquí,

llévame a la tierra

donde yo nací.

Caballito blanco

dime la verdad.

Yo te la diré

si vienes aquí.

Canten canciones A los niños les encanta escuchar a las personas Las canciones tienen rimas y

ritmos que les ayudan a aprender. He aquí una canción de cuna:

Duérmete, mi niño Duérmete, mi niño, duérmete solito,

que cuando despiertes

te daré atolito.

 

Duérmete, mi niña, duérmete, mi sol, duérmete pedazo de mi corazón.

Cuente cuentos Cuéntele a su hijo un cuento que ya conozca o invente uno, ya sea tradicional, de su

familia, algo gracioso o cualquier otro tipo de historia que prefiera.

Nombren todas las cosas Dígale a su hijo cómo se llaman las distintas cosas y explíquele qué Diga por ejemplo: “El teléfono lo usamos para llamar a la abuela”, o “El reloj se usa para saber qué hora es”. Al hablar con su hijo, use los nombres de las cosas, en lugar de decir “eso”, “esto” o “aquello”.

 

Otra alternativa es usar letreros en su casa. Por ejemplo, letreros que digan: “mesa”, “silla” o “muñeco”. También pueden jugar a nombrar las cosas diciendo, por ejemplo: ¿Dónde está tu nariz? Y, ¿donde está la nariz de mamá? Después, toque la nariz del niño y pregúntele: ¿Qué es esto?

Señale las palabras en su entorno Muéstrele a su hijo las palabras que vea cuando caminen, viajen en auto o tomen el autobús. Por ejemplo, muéstrele las palabras en los letreros de las Cuando salgan, pídale a su hijo que busque palabras nuevas. Esto le ayudará a prestarle atención a las palabras y letras.

Lean juntos diariamente A partir de los seis meses de edad, lea con su hijo por lo menos 15 minutos Los expertos afirman que, de todo lo que usted puede hacer por él o ella, esto es algo de lo más importante. Convierta la lectura en un tiempo cálido y afectuoso.

Escuche también a su hijo Préstele atención a lo que diga su niño, aun cuando sea un bebé. Mírelo a los ojos para que vea que usted le escuchó. Así, estimulará al niño a seguir tratando de usar las

Síguenos también en…

Acerca de orientacionandujar

Orientación Andújar no es solo un blog, es la apuesta personal de dos profesores Ginés y Maribel, que además de ser pareja, son los encargados de los contenidos que encontramos dentro del blog y en el cual, vuelcan la mayor parte del tiempo, que sus tareas como docentes, y voluntarios en sus meses de verano les permite.

Comentarios Cerrados

Los comentarios están cerrados. No podrás dejar un comentario en esta entrada.