Competencia Lingüística, Lectoescritura

¿Cómo determinar cuándo un niño está preparado para leer? ebook + video

Este protocolo nace de una gran ambición, ambición que tenemos muchos de los que nos dedicamos a la enseñanza, en sus diferentes vertientes: Que los niños sean felices y aprendan lo que nosotros sabemos, para que en el futuro abran caminos desconocidos y alcancen nuevos horizontes.

 

Cuándo un niño debe empezar el proceso de aprendizaje lector es una pregunta muy habitual en los centros escolares y si analizamos las propuestas internacionales encontraremos países que inician el proceso a los cuatro años y otros como Finlandia que lo inician a los siete.

El momento para iniciar el aprendizaje lector no depende de una edad exacta, si no del proceso madurativo cerebral de cada niño/a. Iniciar la lectura antes de que el cerebro del niño/a esté preparado, puede generar ansiedad y frustación, y por este motivo es tan importante conocer la edad madurativa del cerebro. “La letra con sangre entra” ya no vale.

En esta ponencia, Jordi Catalán presentará un protocolo sencillo, pero eficaz, para determinar si un niño/a está preparado para aprender a leer que los centros educativos y los padres podrán utilizar.

La lectura es una herramienta fundamental para el desarrollo humano.
Es un bien amenazado por la incursión de las pantallas, estas imágenes son más fáciles de atender, pero también tienen menor capacidad de activar diferentes áreas cerebrales. Es un momento difícil para la lectura y debemos actuar con inteligencia, fuerza y unión.
Cuando leemos activamos la capacidad de imaginar, activamos la memoria, el recuerdo, estimula el proceso del pensamiento, la ordenación e interrelación de ideas, visualizamos, nos emocionamos… y potenciamos la capacidad de estar atentos!!!

 

Que importante es amar la lectura.
Que importante es amar la lectura desde los primeros niveles de su aprendizaje.
Que importante es no tener barreras, experiencias negativas, traumas…
Que importante es tener fluidez, buena comprensión…
El aprendizaje de la lectura debe ser placentero, como todos los aprendizajes que hacen los más pequeños, alentados por la curiosidad, por el espíritu aventurero, el deseo de crecer…

¿Qué sucede cuando el niño/a no se está preparado/a para integrar un aprendizaje?
Pues que no hay motivación, no está dentro del rango de su interés y hacen otras cosas más divertidas. En muchas ocasiones el adulto interpreta erróneamente que el niño es un vago o no tiene atención. Y le presiona. Cuando en realidad aún no está preparado para iniciar este aprendizaje.

Este protocolo quiere cubrir tres objetivos:
Comprobar si el niño está preparado para iniciar con comodidad el aprendizaje de la lectura.
Evitar la presión del aprendizaje a un niño que no está aún en condiciones de hacerlo.
Poner en evidencia cuales son los factores que interfieren el aprendizaje lector y poder actuar sobre ellos para corregirlos.

 

PARA DESCARGAR EL PROTOCOLO ACCEDER A: http://ciclip.com/protocolo-leobien/

 

 

Síguenos también en…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *